Ciudad de Columbus prende alarmas ante un brote de hepatitis A

351
P114
P114

Columbus enfrenta un brote de hepatitis A, el más alarmante en 20 años. La cifra de infectados está muy cerca de doblar el último conocido, que sucedió en 1999, cuando 170 personas se contagiaron de la infección.

Desde enero de 2018 hasta el presente, el número de casos de personas contagiadas con hepatitis A en la ciudad es de 269. Esta cifra fue de 179 en 2018 únicamente.

La emergencia comenzó cuando se conoció que un empleado del restaurante Eddy’s Chicken and Waffles (1808 East Livingston Avenue) fue diagnosticado con la enfermedad. Columbus Public Health alertó posteriormente a todos los clientes que comieron en el restaurante entre el 1 y el 11 de febrero que se vacunaran contra la hepatitis A tan pronto como fuera posible.

El restaurante volvió a abrir hace poco, y se encuentra funcionando de forma regular en la ciudad.

A finales de enero, oficiales del estado alertaron igualmente sobre un contagio en Fuzzy’s Taco Shop, y alertaron a quienes comieron allí entre el 1 y el 16 de enero que se dirigieran a los centros médicos y puestos de salud estatales para recibir una vacuna de prevención.

Otro caso fue conocido en Hocking County recientemente, cuando un empleado de McDonald’s (12904 State Route 664), relacionado directamente con la preparación de los alimentos dio positivo para la prueba de hepatitis A.

La hepatitis A es una enfermedad contagiosa causada por el virus del mismo nombre (HAV). Al principio, los infectados escasamente presentan síntomas ya que, después del contagio, las manifestaciones de la enfermedad comienzan a presentarse en un lapso de 2 a 6 semanas.

La hepatitis A se propaga principalmente a través de residuos mínimos de heces fecales, basta con partículas microscópicas para contagiarse, y se extiende de mano en mano o en comidas cuando no existe una regulación sanitaria apropiada.

Para obtener información oficial del estado, haga click aquí.