Sin alertas mayores, los restos del Huracán Barry podrían pasar por Cincinnati

695
PP5
PP5

El Huracán Barry pasó por Luisiana bajo la Categoría 1 el pasado sábado. Conforme avanzó, fue reducido a la categoría de depresión tropical, mientras continua en su camino hacia el norte.

Contrario a los alarmantes pronósticos iniciales, el fenómeno no causó mayores daños. No obstante, Luisiana, el área de Mississippi y algunas regiones de Arkansas siguen bajo alertas de inundaciones.

Algunos remanentes, o sobras del grueso fenómeno, podrían manifestarse en el área de Cincinnati. Northern Kentucky y, principalmente, la ciudad de Erlanger, fue blanco de fuertes lluvias y tormentas, con algunas inundaciones repentinas en varias vías.

Desde este martes, hasta el domingo, algunos pronósticos han hablado de lluvias intermitentes, que empezarán hoy y encontrarán su pico el miércoles. WLWT5 ha dicho que, en total, habrá 1 ½ pulgadas de lluvia, lo que no propone amenazas de inundación.

“Los índices de lluvias torrenciales pueden causar casos aislados de inundaciones breves o repentinas. Los vientos polvorientos también pueden acompañar a algunas de las tormentas más fuertes que causan daños aislados a los árboles o a las líneas eléctricas”, dijo el National Weather Service (NWS) de Wilmington.

En consecuencia, la semana será húmeda. Posteriormente, se observará un gradual aumento en la temperatura.

De acuerdo con NWS, temperaturas superiores a los 100°F podrían manifestarse el jueves y el domingo, mientras que el viernes y el sábado la temperatura podría superar los 105°F.